protección contra incendios

Tipos de incendio y combustibilidad de los materiales – Protección contra incendios

¿Qué tipos de incendio hay y cómo es la combustibilidad de los materiales que definen esta tipología?

Marpic, Protección contra incendios. Conocemos a nuestro enemigo.

  • Clase Asólidos. Incendios en combustibles comunes de difícil combustión que exigen para su extinción el principio de enfriamiento, caracterizado por la acción del agua o soluciones acuosas.
    A esta clase de incendios pertenecen: la madera, textiles, papeles, basura, etc. que queman en superficie y profundidad
  • Clase Blíquidos. Incendios producidos en líquidos inflamables que exigen para su extinción el principio de ahogamiento, caracterizado por la acción de la espuma
    A esta clase de incendios pertenecen: la gasolina, aceites grasas, pinturas y en general los derivados del petróleo que queman apenas en superficie
  • Clase Cgases. Incendios en equipos eléctricos en funcionamiento. Son clasificados especialmente no en base del material que se quema sino por el gran riesgo que ofrece al operador en su extinción en virtud de que la electricidad puede alcanzar al operador. Exige para su extinción el principio de ahogamiento, caracterizado por los gases inertes, polvos químicos.
  • Clase Dmetales. Incendios que implican metales combustibles como el sodio, el magnesio, el potasio o muchos otros cuando estén reducidos a virutas muy finas (como el aluminio).
  • Clase Faceites y grasas de cocinas. Incendios derivados de la utilización de estas materias en aparatos de cocina. En Estados Unidos se llama clase K (Kitchen).

La madera

Su combustibilidad depende de:

  1. De la humedad: si la madera está muy fresca le va a costar más arder porque primero tiene que eliminar el agua que contiene. Mejor la madera seca.
  2. Del tipo: hay maderas que arden antes que otras. El pino por ejemplo arde mucho mejor.
  3. Del tamaño: a menor tamaño más superficie de reacción y más fácil es que arda. Por este motivo las ramas arden rápido. Como curiosidad decir que una nube de polvo de harina es explosiva y ha habido muchos accidentes en panaderías, cervecerías… ya que cualquier sólido en polvo puede provocar una deflagración si encuentra la energía necesaria.
  4. Del comburente: a mayor cantidad de oxígeno mejor, por eso avivamos el fuego haciéndole aire.
El alcohol.
Su combustibilidad depende de:
  1. Del punto de inflamación: la temperatura a la cual se desprende suficiente cantidad de vapores para crear una mezcla inflamable con el aire. Para el metanol y el etanol esta temperatura es de 12 y 13ºC respectivamente. Un líquido se considera peligroso si su punto de inflamación está por debajo de 21ºC.
  2. De la presión de vapor: este parámetro da una información sobre la volatilidad del líquido o sea, la facilidad de producir vapores. A mayor presión más peligroso es el líquido. El metanol es el doble de volátil que el etanol.
  3. Del rango de inflamabilidad: es el rango de mezclas con el aire que son inflamables. Depende de la cantidad de oxígeno que ese líquido necesite para reaccionar. El metanol tiene un rango dos veces mayor que el etanol, por eso se usa para cocinar.
 Magnesio

Arde a una temperatura de hasta 3000ºC y cuando le cae agua reacciona violentamente transformándose en hidrógeno. Por eso, este tipo de fuego se debe apagar con un extintor especial o sofocarlo con arena. P

 Aceite de oliva

Empieza a humear a los 200ºC y a 250ºC arde espontáneamente. Por eso las freidoras eléctricas llevan un limitador de temperatura a 190ºC normalmente. Cuando está ardiendo, adquiere una temperatura muy elevada que hace que los extintores para líquidos no sean eficaces y deba usarse un extintor específico. Aunque lo más fácil es eliminar el oxígeno tapando la sartén con su tapadera, con un trapo húmedo o con una manta ignífuga.  Nunca se debe usar agua porque ésta se evapora súbitamente y arrastra pequeñas gotas de aceite que arden produciendo una gran llamarada. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *